Ordenaciones Diaconales conferidas por el Arzobispo de Morelia Carlos Garfias Merlos

Morelia, Michoacán a 26 de Enero del 2018.- En la fiesta de la Conversión de San Pablo Apóstol, el Sr. Arzobispo de Morelia, Monseñor Carlos Garfias Merlos, confirió el ministerio del Diaconado a treces jóvenes, “quienes colaborarán en la evangelización, ofreciendo consuelo, esperanza, comunión, servicio y paz en nuestra querida Arquidiócesis de Morelia”.

En un ambiente de júbilo y esperanza, la misa de ordenación fue celebrada en la Santa Iglesia Catedral de Morelia, este día 25 de enero de 2018. En la celebración estuvieron presentes los obispos auxiliares de Morelia, Mons. Octavio Villegas, -Obispo Emérito-, Mons. Carlos Suárez y Mons. Víctor Alejandro Ledesma, acompañados por el presbiterio diocesano, alumnos del Seminario Diocesano de Morelia, amigos y familiares de los diáconos.

Los sacerdotes ordenados para dicha de la Iglesia Diocesana son: Israel Barrera Ruiz, Félix Esquivel García, José Israel Galindo Carmona, Juan Carlos García García, Josué Maass Nava, Rafael de Jesús Martínez Ramírez, Armando Moreno Ruiz, Manuel de Jesús Núñez Ramírez, Hugo Alberto Reyes Santiago, Alfonso Salazar Servín, Raúl Torres González, David Torres Ponce, y, Néstor Armando Yahuaca Cortez.

En la homilía, Monseñor Carlos Garfias, hizo hincapié en lo “hermoso” que es para estos nuevos diáconos, que su ordenación sea el día de la Conversión de San Pablo, “tras el fulgurante encuentro con Cristo resucitado, fue una experiencia transformadora de la gracia de Cristo, y al mismo tiempo la llamada a una nueva misión, la de anunciar a todos a aquel Jesús a quien antes perseguía, hostigando a sus discípulos”.

Monseñor Garfias, invitó a los diáconos a ser apóstoles de Cristo, “podemos decir que todos los creyentes en Cristo estamos llamados a anunciar las maravillas de Dios”. Queridos jóvenes, la vocación a ser un apóstol no se funda en los méritos humanos, sino en la bondad infinita de Dios” que los eligió y ahora por medio de la imposición de manos del Señor Arzobispo, les confiere el ministerio diaconal, en el cual están llamados a ser apóstoles, “la sobreabundante misericordia de Dios es la única razón en la cual se funda el ministerio de Pablo, y es al mismo tiempo lo que el apóstol tiene que anunciar a todos”.

Monseñor Garfias exhortó a los diáconos a “únanse cada vez más a Cristo y tomar su ejemplo, para que lo que Él hizo con sus discípulos y con los más necesitados, también lo hagan ustedes en su condición de diáconos, es decir, de servidores de Jesucristo y de sus hermanos. Sirvan con amor y alegría tanto a Dios como a los hombres”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.